Foto de referencia
Foto de referencia
Colprensa
10 Abr 2019 01:09 PM

Procuraduría destituye a profesor del Magdalena por acoso sexual

La sanción del Ministerio Público implica una inhabilidad por 12 años para ocupar cargos públicos.
Johana Rodríguez
Johana
Rodríguez
@joharodri4

El mal uso de las redes sociales vuelve a ser el centro de atención en un caso de acoso sexual, esta vez las víctimas fueron cuatro estudiantes de un colegio departamental del Magdalena quienes fueron acusadas, según la Procuraduría, por su profesor.

Se trata de Delmides Ospino Díaz quién, según las pruebas de la Procuraduría, usó la red social Facebook para enviar mensajes intimidantes y acosadores a sus alumnas de 13 y 14 años de edad, con el fin de conseguir encuentros íntimos con ellas. 

Al parecer la investigación disciplinaria inició luego de que las estudiantes de grado octavo denunciaron el caso.  Dicha investigación disciplinaria arrojó que el profesor llegó a crear un clima hostil en el entorno escolar para sus propias estudiantes “a través de insinuaciones, tratos, gestos, palabras inapropiadas y solicitudes de diversa índole, situaciones que sucedieron de manera reiterada”. 

Lea también: U. Nacional anuncia investigación por caso del profesor Freddy Monroy y la alumna Lizeth Sanabria

Al confirmar estos hechos, la Procuraduría decidió destituir e inhabilitar el profesor por el término de 12 años para ejercer cargos públicos por el delito de acoso sexual a cuatro estudiantes en el colegio departamental. 

“La Procuraduría calificó la conducta de Ospino Diaz como gravísima, a título de dolo, porque violó la Ley 115 de 1994, artículo 5 numeral primero en la que se describen los fines de la educación, como “el pleno desarrollo de la personalidad, el proceso de formación integral del estudiante en forma física psíquica, intelectual, moral, espiritual, social, afectiva, ética, cívica y los demás valores humanos de la persona”, dijo el Ministerio Público. 

La defensa del profesor decidió apelar la decisión que tomó la Procuraduría en primera instancia, por lo cual la decisión de fondo estará en manos de la delegada para la vigilancia administrativa y judicial.

Fuente
Sistema Integrado de Información