Choco-Colprensa.jpg
Foto de archivo de Colprensa
6 Mayo 2017 04:04 AM

Defensoría del Pueblo dice que en Chocó se han desplazado 1.200 personas en 2017

El organismo también dio cuenta de confinamientos, amenazas a líderes, reclutamientos forzados y la instalación de minas antipersona.
La
Fm

Una nueva alerta ha emitido la Defensoría del Pueblo por la delicada situación de orden público en la región de Riosucio en Chocó, debido a las constantes disputas territoriales de grupos armados ilegales y criminales como el ELN y las denominadas Autodefensas Gaitanistas.

"Entre enero y marzo del presente año se han reportado 1.206 personas desplazadas y 815 familias en situación de confinamiento", reveló la Defensoría.

Según la entidad, "desde el 2 de mayo, comunidades afrodescendientes e indígenas se han movilizado a la cabecera municipal de Riosucio, para exigir al Gobierno el cumplimiento de los acuerdos suscritos con las Farc que garantizan la no repetición de los hechos victimizantes".

La Defensoría reveló además que integrantes de los pueblos Embera Dovidá, Katío, Chamí, y Wounáan y las comunidades negras de las cuencas de los rios Salaquí, Domingodó, Truandó y Jiguamiandó, ubicados en la subregión del Bajo Atrato (Riosucio y Carmen del Darién) han sido víctimas de graves vulneraciones a los Derechos Humanos desde el año 2015 con la incursión de las Autodefensas Gaitanistas y el ELN.

Conflicto

Esta disputa de estos grupos ha derivado en desplazamientos forzados, confinamientos, amenazas a líderes, reclutamientos forzados y la instalación de minas antipersona.

También se ha presentado, indicó la Defensoría, "restricciones a la libre movilidad que impide el acceso a las zonas de cultivo, cacería y pesca que afecta gravemente la seguridad alimentaria de las comunidades".

"Es necesario advertir que en territorios de la margen oriental del río Atrato como La Larga Tumaradó, Pedeguita Mancilla, Curvaradó y Jiguamiandó, donde se adelantan procesos de restitución de tierras y de retornos de población desplazada, se continúa presentando ataques, destrucción de cultivos y caminos comunitarios y amenazas", sostuvo la entidad.

La Defensoría del Pueblo informó que ha enviado numerosos informes y cerca de 27 oficios en donde advierte que el municipio de Riosucio se mantiene el riesgo de desplazamiento forzado y otras posibles afectaciones a la población.

"Hoy, atendiendo a la delicada situación que ha llevado a las comunidades a movilizarse en la cabecera municipal de Riosucio, la Defensoría reitera la necesidad de concertar y adelantar acciones urgentes para la protección de la vida, libertad e integridad de las comunidades y líderes", apuntó el organismo.