Kurt Cobain, Lindsay Lohan y Héctor Lavoe
Foto: Capturas de YouTube
25 Jul 2018 12:16 PM

El matrimonio tóxico de las drogas y la fama

Algunos artistas como Kurt Cobain, Lindsay Lohan y Héctor Lavoe vivieron en carne propia este infierno.
Julieth Castaño
Julieth
Castaño
@LaMamba11

El pasado 24 de julio el mundo entero se sorprendió ante la noticia ante la hospitalización de la cantante estadounidense Demi Lovato por una supuesta sobredosis de heroína. Aunque informaciones recientes afirman que tanto el equipo de la artista como su familia han negado que  la intérprete de 'Cool for the Summer consumiera esta droga, todavía se desconoce cuál fue la sustancia que la llevó a la clínica. 

Lovato, que ya había librado una lucha contra la bulimia y las drogas durante su adolescencia, celebró a principios de este año sus seis años de sobriedad. Sin embargo, luego de lanzar el pasado mes de junio su canción 'Sober', en la que pide perdón por recaer en sus adicciones, las alarmas se prendieron nuevamente ¿Su pasado, marcado por las drogas y el alcohol la habría alcanzado?

La fama, una espada de doble filo juega en contra de estas personas que atraviesan por una etapa de adicción, ya sea a las drogas o al alcohol. Cuentan con todo el dinero del mundo para fumarlo, meterlo por la nariz o inyectarlo en el brazo. Las grandes fiestas y las amistades - a veces no tan buenas - son un peso más para el problema. Estar siempre en el blanco de las cámaras y ante la mirada de todos puede ser realmente agobiante. Un mundo donde la privacidad es inexistente y cada paso es vigilado. Es así como la droga seduce con un disfraz de 'escapatoria'. 

Varios son los casos de celebridades que luchan toda su vida con este problema, algunos con un poder de voluntad más fuerte que su adicción logran superarlo, otros esperan silenciosos la visita de la muerte. Aquí algunos casos para recordar. 

Philip Seymour Hoffman: El actor que le dio vida a memorables personajes como el escritor estadounidense Truman Capote en la película biográfica 'Capote', papel que lo hizo merecedor de un Premio Óscar a 'Mejor Actor', batalló lo más que pudo contra su adicción a la heroína. En 2013 entró a un centro de rehabilitación como un intento más de despegarse de su amado y odiado vicio. 

Sin embargo, su esfuerzo no fue suficiente. En febrero de 2014 lo encontraron muerto en su apartamento víctima de una sobredosis por varias drogas, un cóctel venenoso de heroína, cocaína y tranquilizantes. 

Kurt Cobain: El líder de la banda de grunge Nirvana encontró en la guitarra, el rock y en las drogas su mejor compañía. Fruto de una familia conflictiva que lo obligó a rotarse entre las casas de sus amigos para vivir, Cobain no era una persona precisamente positiva. El éxito y la enorme popularidad de su agrupación, cosa que él no buscó, lo asfixiaron. Su adicción empeoró con los días, meses y años. 

Su relación con la también cantante Courtney Love, con quien tuvo a su única hija Frances Bean Cobain, fue un matrimonio de tres: él, Love y la heroína. Aunque Cobain intentó rehabilitarse por su hija, no tuvo éxito. Luego de varias sobredosis, el artista se convirtió en una bomba de tiempo que finalmente estalló el 5 de abril de 1994 cuando  se suicidó de un disparo en la cabeza. 

Por otro lado, Courtney Love siguió consumiendo drogas incluso después de la muerte de Kurt, sin embargo, en 2007 aseguró estar rehabilitada, cosa que reafirmó en 2011. Actualmente con 54 años recién cumplidos, Love luce sobria y bastante bien. 

Lindsay Lohan: La actriz estadounidense alcanzó el éxito con apenas 12 años de edad. Su protagónico en la película 'Juego de gemelas' encantó al público y a la industria. Más tarde se convertiría en toda una estrella adolescente gracias a filmes como 'Chicas pesadas', sin embargo, esa adolescencia vino en compañía de las múltiples fiestas a las que asistía y en las que conoció el alcohol y las drogas, también tuvo problemas alimenticios.  

La ausencia de su padre y las adicciones de éste influyeron bastante en el comportamiento descarriado de Lohan,  quien a lo largo de los años y tras varios intentos de rehabilitarse, no ha logrado su cometido de librarse de todos sus demonios. Su carrera se vino a pique, pasó de protagonizar películas para protagonizar escándalos, ya sea por conducir ebria o discutir con las autoridades, problemas que la han llevado a pasar por la prisión. 

Héctor Lavoe: Uno de los talentos de oro de la salsa fue completamente consumido por las drogas. El intérprete de icónicas canciones como 'El Cantante' y 'Aguanile' empezó a consumir todo tipo de sustancias que fueron deteriorando su desempeño en los conciertos. La estrella estaba se empezando a opacar,  los intentos de sus amigos Willie Colón y Cheo Feliciano por rescatarlo de ese infierno, no funcionaron. 

Finalmente el salsero se contagió de sida luego de inyectarse con una aguja infectada. Falleció en 1993 de un paro cardíaco, consecuencia de las complicaciones del sida.  

Fuente
Sistema Integrado Digital