Wall Street
AFP
24 Abr 2020 07:24 PM

Wall Street cierra en alza otra semana marcada por la pandemia

El índice principal Dow Jones Industrial Average subió 1,11 %.

La bolsa de Nueva York terminó el viernes en alza una semana marcada por resultados de empresas dispares, indicadores económicos decepcionantes, una volatilidad histórica en el mercado petrolero y nuevos paquetes de ayuda a la economía estadounidense.

El índice principal Dow Jones Industrial Average subió 1,11 % hasta 23.775,27 puntos, y el tecnológico Nasdaq ganó 1,65 % hasta 8.634,52 puntos.

En tanto el S&P 500 de las mayores empresas en bolsa subió 1,39 % a 2.836,74.

Lea también: Reinventarse y usar tecnología, la salida para sobrevivir a la crisis

En la semana el Dow Jones retrocedió 1,9 %, el Nasdaq 0,2% y el S&P 500 1,3 %.

Los operadores titubearon en la apertura para luego llevar los índices progresivamente al verde.

"No hay factor particular que explique esta suba", estimó Karl Haeling, de LBBW. 

El avance se explica sobre todo por las inyecciones de dinero de la Reserva Federal estadounidense en las últimas semanas, que aportan liquidez al mercado e impulsan las compras de acciones por parte de inversores que había retirado capital de la bolsa.

El presidente estadounidense, Donald Trump, promulgó un nuevo plan de ayuda de unos 500.000 millones de dólares para apoyar la economía de Estados Unidos, duramente afectada por las restricciones de movilidad para combatir el coronavirus.

Los indicadores también se vieron sostenidos por la suba del petróleo por tercera sesión consecutiva.

Georgia

Una parte de los comercios reabrió este viernes en el sureño estado de Georgia, a pesar de la pandemia de coronavirus que ha causado más de 50.000 muertos en Estados Unidos.

Opositores al gobernador republicano Brian Kemp, e incluso el presidente Donald Trump, que quiere reactivar la economía, consideran esta decisión demasiado apresurada.

Le puede interesar: Avianca pone en duda su continuidad al finalizar crisis por la COVID-19

Kemp, ferviente partidario de Trump, decidió reabrir los gimnasios, los bowlings, los centros de tatuaje, peluquerías y salas de cuidados estéticos.

Deberán sin embargo respetar "reglas básicas" como la distancia social y la limitación del número de clientes en sus instalaciones.

Cines y restaurantes abrirán parcialmente en el marco de un plan de reapertura que se extenderá por varias semanas.

En cambio, los bares y discotecas permanecerán cerrados por el momento. La orden de confinamiento llegará a su fin el primero de mayo en este estado del sureste del país.

Kemp, que asegura contar con el apoyo de las autoridades sanitarias locales, dijo el jueves que los comercios darán "prioridad a la salud y el bienestar de los empleados y clientes".