Licores-LAFm-Ingimage.jpg
Ingimage (Referencia)
24 Dic 2016 11:56 AM

A partir de enero, algunos licores aumentarán de precio

Tras haber sido sancionada esta semana por el presidente Juan Manuel Santos, la denominada Ley de Licores establece un incremento en los impuestos para algunos licores nacionales e importados.
La
Fm

Esta legislación, la 1816 de 2016, contiene una reforma en la formación del precio de licores con más de 15 grados de alcohol a 20 grados centígrados de temperatura.

Según explicó el Ministerio de Comercio Industria y Turismo, “la tarifa del componente basado en los grados alcoholimétricos para licores destilados como el Whisky será de 220 pesos por cada grado de alcohol y para los vinos será de 150 pesos por cada grado. Y el componente basado en el precio final del producto (ad valorem), será del 25 % sobre ese precio para los primeros y del 20 % para los vinos”.

La entidad informó que a este gravamen se sumará además el pago de una tarifa de impuesto a las ventas (IVA) del 5 %, sobre el valor total del producto.

Esto permitirá a las licoreras departamentales descontar el IVA que pagan por los insumos que necesitan.

Así las cosas, una botella de aguardiente, que tradicionalmente contiene 29 grados de alcohol, tendrá que pagar un impuesto de 6.380 pesos, a razón de 220 pesos por cada grado.

Así mismo, se creó el impuesto ad valorem que ascendería a $6.100 pesos, y un IVA del 5 %, que equivale a $1.220 pesos.

A partir de ahora, serán las asambleas departamentales las que autoricen la explotación directa o indirecta de la producción e introducción de licores destilados en cada mercado regional.

Salud

La ley recaudará un 19%, en promedio, en materia de recursos que recibirán los departamentos en el 2017, y que van para la salud y la educación, así como para el fortalecimiento del monopolio rentístico en manos de los departamentos.

De acuerdo con la Ley, ahora se tendrán en cuenta dos componentes para definir el tributo: uno basado en los grados de alcohol de la bebida y otro basado en el precio final del producto.
Para la producción por parte de terceros, los departamentos pueden escoger si lo hacen a través de permisos o de contratos. Además, permite que los departamentos se pueden asociar entre sí o con privados para producir licores.