La natación coexiste con la inauguración de los juegos olímpicos desde 1896.
La natación coexiste con la inauguración de los juegos olímpicos desde 1896.
Mariana Galán y Ma. Paula Belalcázar (Universidad de la Sabana)
1 Ene 2020 03:42 PM

¿Por qué falta cinco pal' peso en la natación colombiana?

"A las mujeres colombianas lo único que les falta es fuerza", dijo el entrenador nacional de natación carreras, Luis Salazar.

Esta nota fue realizada por estudiantes del programa de Comunicación Social de la Universidad de La Sábana.

Colaboración de Mariana Galán y Ma. Paula Belalcázar (Universidad de la Sabana)

 

Contexto Histórico

Piscinas, largas jornadas de entrenamiento, cambios en el estilo de vida y alternar las jornadas deportivas con las académicas no es una tarea sencilla. No es fácil organizar el tiempo para lograr realizar todas y cada una de las actividades que debe llevar a cabo un buen nadador, sin embargo, no es imposible.

La natación coexiste con la inauguración de los juegos olímpicos desde 1896; sin embargo, se empezó a contemplar como deporte en unas competencias llevadas a cabo en Inglaterra en 1908. Desde ese momento,  la natación se hizo visible para el mundo entero. Los nadadores disputaban cada una de las disciplinas en aguas abiertas y hasta 1908 se popularizó el uso de la piscina para llevar a cabo las competiciones. En este mismo año se oficializaron las reglas del deporte.

Esto hizo posible inaugurar dos estilos: de brazo y libre. Al pasar el tiempo, durante la evolución y modificación del programa olímpico, se fueron adicionando nuevas técnicas. Estados Unidos legalizó, por primera vez, en 1904 el estilo de espalda en las competencias olímpicas de San Luis; mientras que el estilo mariposa fue incluido en las primeras competiciones hasta 1955, en Australia.

Lea también: Así celebró James Rodríguez con su familia la llegada del 2020

La mujeres empezaron a hacerse partícipes dentro de las competencias olímpicas en 1912, en Suecia, Estocolmo. Desde ese entonces el deporte ha tenido grandes exponentes femeninas.

Las mujeres han demostrado tener habilidades físicas y aptitudes psicomotoras en las artes y los deportes.  Pero fue únicamente hasta 1996 en los juegos olímpicos de Atlanta en donde se unificaron los programas y disciplinas para hombres y mujeres, excepto uno: la competencia de larga distancia

Cada una de las pruebas está seccionada por distancias dadas y estilos determinados. Es decir, que existe una categoría por cada estilo y cada distancia. Los estilos son: braza, libre (también conocido como crol), espalda y mariposa; y las distancias son: 50 metros, 100 metros, 150 metros, 200 metros, 400 metros, 800 metros y 1500 metros. Adicionalmente, en las disciplinas individuales se encuentran los relevos (individuales y en equipo), los cuales se juegan por grupos de cuatro nadadores de alto rendimiento.

Juegos Olímpicos Tokyo 2020

Para el Comité Olímpico Internacional (COI), los juegos acuáticos son considerados uno de los tres grandes deportes olímpicos junto con el atletismo y la gimnasia. Los deportes acuáticos dentro de los juegos olímpicos se han desarrollado en cuatro disciplinas: la natación, el nado sincronizado, los clavados y el waterpolo. El próximo año Tokio será la sede, por segunda vez, de las competencias olímpicas.

Dentro de las competencias se hace una diferenciación entre natación de alto rendimiento y natación sincronizada, pues esta última posee un carácter artístico en el cual únicamente participan mujeres. Aproximadamente, son 800 competidores dentro de este deporte, quienes compiten de manera individual y por equipos respectivamente.

Para Tatiana Obregón, entrenadora de alto rendimiento y licenciada en educación física con magister en investigación de la actividad acuática, la natación permite una formación integral de la parte motriz, socio-afectiva y emocional. La entrenadora añade que la natación es el deporte más practicado en el mundo y su formación es completamente distinta a la de otros deportes; pues la natación requiere un compromiso familiar exhaustivo, disciplina del deportista desde una edad temprana y preparación y trabajo por parte del entrenador.

Lea también: La nueva casa que Yimmi Chará tendrá en 2020 tras salir del Atlético Mineiro

Los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 incluirán tres nuevas disciplinas dentro de los juegos acuáticos por decisión del Comité Olímpico Internacional (COI) y la Federación Internacional de Natación (FINA): 800 metros estilo libre masculino, 1500 metros estilo libre femenino y relevo mixto 4x100 metros estilo libre.
 

Natación en Colombia

En 1939 en Santiago de Cali el 1 de agosto se fundó la Federación Colombiana de Natación (FECNA) como una asociación de natación (organismo privado sin ánimo de lucro) reglamentada por la resolución Nº036 del 9 de abril de 1940.

El primer reglamento fue aprobado en el Valle del Cauca por la Asamblea General Ordinaria de Ligas. Fue en 1971 cuando se nombró un comité ejecutivo y posteriormente 1973, gracias a la resolución Nº3387 de la Gobernación del Valle del Cauca emitió a su primer presidente: Hans Gordon Duque

Para Camilo Becerra, Gerente General de la Federación Colombiana de Natación, la Federación se centra en el desarrollo integral de los deportes acuáticos y se encarga de apoyar la formación continua de cada una de las ligas asociadas a la Federación para descentralizar el desarrollo de los departamentos a lo largo del país y de esta manera,  fortalecer la masificación del deporte en edades tempranas.

Por decisión de los delegados de la Asamblea General Ordinaria de Ligas la sede principal de FECNA fue trasladada a Medellín: allí fue remplazado su presidente por el arquitecto Oscar Osorio Díaz, quien se mantuvo en el cargo hasta 1985. Jaime Cárdenas Gutiérrez, arquitecto, fue quien desde 1985 hasta 2005 desempeñó el cargo de presidente de la Federación. En 2005 la Asamblea General Ordinaria de Ligas retoma nuevamente su sede en el Valle del Cauca.

Edgar Iván Ortiz, doctor vallecaucano, antecede al actual presidente Jorge Enrique Soto quien ejercerá el cargo hasta 2021. 

La Federación Colombiana de Natación está compuesta por la vinculación de 24 ligas; que a su vez están integradas por clubes. Según reportes de la Federación se estiman que hay 3.850 deportistas en las diferentes disciplinas. Estas son: Natación máster, natación artística, natación de carreras, clavados, clavados de altura, polo acuático y aguas abiertas.

Camilo Becerra, Gerente General de FECNA, sustenta que la participación de mujeres en el deporte es muy similar a la de los hombres. Sin embargo, en Colombia la tasa de deserción de deportistas de alto rendimiento es elevada, ya que alternar los estudios académicos con los entrenamientos deportivos es complicado, pues se debe entrenar por lo menos tres veces al día durante aproximadamente dos horas.

Rol de la mujer colombiana en la natación 

Como consecuencia de una sociedad machista por naturaleza, las mujeres han tenido que enfrentar y poner alto a miles de estereotipos que impiden llevar el curso natural de su personalidad y estilo de vida. Los deportes han sido uno de los grandes escenarios para no tener distinciones de sexo ni mucho menos de capacidades. Ha sido entonces una alternativa para combatir prejuicios sociales e incluir tanto hombres como mujeres a todas las disciplinas existentes en los deportes.

Tatiana Obregón, entrenadora de alto rendimiento, explica que las mujeres tienden  a concentrarse en múltiples cosas al mismo tiempo y esto les permite tener mayor disciplina. La altura de la mujer colombiana le impide desarrollar habilidades físicas en comparación a las mujeres europeas.

Para Luis Salazar, entrenador nacional de FECNA, las habilidades entre hombres y  mujeres sí poseen diferencias; sin embargo, no son abruptas. Una de ellas es: la fuerza. Los hombres luego de empezar, a los nueve años, una carrera de alto rendimiento en la natación desarrollaran su máximo nivel de fuerza entre los 22 y 24 años, según Luis Salazar, entrenador nacional de natación carreras de FECNA. Mientras que las mujeres, por su biotipo, no logran desarrollar la misma fuerza que los hombres se han hecho notar por sus demás aptitudes deportivas, entre ellas: la disciplina. 

La primera vez que las mujeres colombianas tuvieron la oportunidad de participar en una competencia olímpica fue en 1968 en México. Carmen Gómez, Martha Manzano y Olga Lucía de Angulo fueron las primeras mujeres en representar al país en natación frente a los Juegos Olímpicos de 1968.

El entrenamiento acuático implica años de preparación. Para ser deportista de alto rendimiento es necesario empezar a entrenar desde los nueve años e ir evolucionando físicamente con respecto a su rendimiento deportivo, explica Tatiana Obregón, entrenadora de alto rendimiento.

María Paula Quintero, nadadora de alto rendimiento en clavados de altura, desde los nueve años se dedicó a entrenar deportes acuáticos en la disciplina de saltos. Ha participado aproximadamente en 70 competencias. Para la clavadista, la natación es un deporte muy exigente, que requiere de bastante disciplina y sobre todo, pasión. María Paula decidió dedicarse a los clavados porque en los saltos puede retarse a ella misma y no sentir miedo. 

Las mujeres han logrado obtener en las competencias olímpicas más medallas de oro (3) en comparación con los hombres (1). Sin embargo, ningún competidor ha logrado llegar a conseguir una medalla olímpica en deportes acuáticos hasta el momento. Para Los juegos Olímpicos de Tokyo 2020 han clasificado dos nadadores de alto rendimiento: Daniel Restrepo y Sebastián Morales.

Ser nadador de alto rendimiento implica esfuerzo, disciplina y compromiso. Pero uno de los componentes esenciales es la pasión. Sin ella no es posible alcanzar ninguna meta. El nadador olímpico nace y a lo largo de su vida se entrena. Como dice Luis Salazar, entrenador Nacional de FECNA: “El nadador olímpico es el que me dice desde los siete años que será campeón en los juegos olímpicos, no el que se entrena y luego quiere ser competidor”.

Fuente
Mariana Galán y Ma. Paula Belalcázar (Universidad de la Sabana)