2710.jpg
1 Mayo 2018 01:21 PM

Las mejores postales que dejó el Real Madrid vs Bayern Múnich

Los merengues ahora buscarán su decimotercera Copa de Europa tras clasificarse para su tercera final de 'Champions' consecutiva. Las figuras de la cancha: James Rodríguez y Karim Benzema.

El Real Madrid buscará su decimotercera Copa de Europa tras clasificarse este martes para su tercera final de 'Champions' consecutiva, pese a empatar 2-2 con el Bayern de Múnich en la vuelta de semifinales del torneo continental, con doblete de Karim Benzema.

El Bayern se adelantó con un gol de Joshua Kimmich (3), pero equilibró Benzema de cabeza (11) antes de hacer el 2-1 al aprovechar un fallo del portero en una cesión (46), aunque James Rodríguez puso el 2-2 definitivo (63).

(LEA TAMBIÉN: Pese a gol de James Rodríguez, Real Madrid pasó a la final en choque ante Bayern Múnich)

 

El equipo blanco hizo buena su victoria 2-1 en la ida para poner un 4-3 a favor en el global de la eliminatoria y buscará su tercera 'orejona' seguida contra el vencedor de la otra semifinal, que enfrenta el miércoles a la Roma con el Liverpool.

Los blancos, que buscarán en Kiev el 26 de mayo su cuarto título europeo en los últimos cinco años, acabaron llevándose un partido muy igualado, en el que el Bayern salió decidido a llevarse el encuentro.

(LEA TAMBIÉN: Keylor Navas nos ha dado la vida: Zinedine Zidane)

 

Los hombres de Jupp Heynckes buscaron hacer daño por los costados, especialmente por la izquierda, donde Franck Ribéry y David Alaba, apoyados por James Rodríguez, pusieron a prueba a Lucas Vázquez, reconvertido este martes en improvisado lateral.

El Bayern pega primero

 

Los primeros minutos fueron de dominio visitante en el Santiago Bernabéu con un Bayern que presionaba, recuperando cerca del área contraria.

Pronto, un centro desde la derecha lo despejó mal Sergio Ramos y Kimmich aprovechó el balón suelto para hacer el 1-0 (3), aunque la alegría bávara apenas duró unos minutos.

Los que tardó Marcelo en poner un centro desde la izquierda para que Benzema cabeceará en el segundo palo al fondo de las mallas alemanas (11).

El delantero galo, suplente en la ida, fue el héroe de su equipo, saliendo como escudero de Cristiano Ronaldo, quien, al igual que en Múnich, no vio puerta este martes.

El partido fue un auténtico intercambio de golpes entre dos equipos volcados en ataque, aprovechando el sufrimiento mutuo en defensa.

Un disparo de Thomas Müller atajado por Keylor Navas (32), fue seguido por otra ocasión de James Rodríguez que mandó a las nubes un balón en boca de gol (33).

Una reclamación de penal por una mano de Marcelo en la línea del área, que no pitó el árbitro, llevó el partido al descanso, tras el cual, el Real Madrid se adelantó.

Corentin Tolisso cedió mal a su portero, que no acertó a despejar el balón y Benzema aprovechó para hacer el 2-1 a puerta vacía (46).

Sufrimiento blanco

 

Fueron los momentos más duros del Bayern, que vio como Cristiano Ronaldo enviaba un balón al cielo en boca de gol (54), pero se repuso y el Real Madrid dio un paso atrás, lo que aprovechó su rival.

Los alemanes encerraron a los blancos en el área y entonces apareció James, que recuperó un rechace para soltar un tiro que supuso el 2-2 (63), aunque el colombiano cedido por el equipo blanco no celebró el tanto.

El centrocampista cafetero incluso salió aplaudido por el Santiago Bernabéu cuando fue sustituido a ocho minutos del final.

El tanto dio alas al equipo rival que siguió empujando, mientras Zinedine Zidane trató de cimentar el centro del campo para cortocircuitar las llegadas visitantes.

El técnico francés dio entrada a Casemiro por Kovacic para dar más solidez defensiva, mientras Gareth Bale salió por Benzema, dejando solo en punta a Cristiano Ronaldo.

En el último cuarto de hora, el Bayern bombardeó la portería blanca, pero se topó con la buena actuación de Keylor Navas, que evitó ocasiones claras de Alaba (74) o un cabezazo de Müller (79).

Los blancos acabaron encerrados atrás y achicando, para aguantar un resultado que les lleva a la final continental en Kiev.