Marcelo Bielsa
Marcelo Bielsa, DT argentino.
AFP
28 Abr 2019 03:09 PM

Bielsa le ordenó a su equipo que se dejara empatar

El técnico argentino se enojó en pleno partido por el gol anotado ante Aston Villa.
Tomás Guzmán Torres
Tomás
Guzmán Torres
@tguzmant

La penúltima fecha de la Championship en Inglaterra, con el Leeds United, dirigido por el argentino Marcelo Bielsa, necesitado de ganar como local ante Aston Villa para seguir con posibilidades de ascender a la Premier League de manera directa, dio la cuota curiosa de este fin de semana. 

La decisión que tomó el ‘Loco’ de ordenar a sus dirigidos dejarse empatar, luego que estos abrieran el marcador con un gol polémico se ha llevado todas las miradas en el mundo del fútbol. 

Todo comenzó al minuto 71 cuando Mateusz Klich del Leeds decidió continuar la jugada, a pesar que un compañero, Jonathan Kodjia, se encontraba en el piso. Cabe indicar que los futbolistas del Aston Villa esperaron estáticos a que la acción se interrumpiera para que el rival recibiera la atención médica. 

Sin embargo, los dirigidos por Marcelo Bielsa decidieron atacar y convertir el gol, hecho que desató la furia de los jugadores villanos. Ante ello, Marcelo Bielsa determinó que el Leeds se dejara hacer el gol del empate para compensar la falta de ‘fair play’ que exhibieron sus dirigidos minutos antes. 

De esta manera, el compromiso terminó 1-1. No obstante, el marcador fue lo de menos frente a la decisión que tomó el entrenador argentino, en una más de sus excéntricas determinaciones.  

 

Cabe señalar que el Leeds, si bien estuvo cabalgando en los dos primeros lugares de la tabla en la Championship durante la mayoría de la temporada, cayó al tercer lugar de la clasificación y deberá disputar la promoción para pelear por el tercer cupo del ascenso a la Premier League. 

El equipo del condado de Yorkshire suma 83 puntos, a cinco del Sheffield United y a nueve del Norwich City, los dos equipos que aseguraron su presencia en la máxima división del fútbol inglés para la campaña que se avecina.