1 Sep 2015 12:03 PM

LA F.m. revela testimonio de deportado abusado por guardia venezolana

Se trata de un joven que denunció ante las autoridades este grave hecho de abuso sexual en la frontera colombo-venezolana.
Un colombiano deportado desde Venezuela hacia Cúcuta, quien dejó su identidad bajo reserva, reveló a LA F.m. su historia. Según contó, vivió un caso de abuso de autoridad y posterior abuso sexual por parte de la Guardia Venezolana.
 
"Estaba terminando de pasar los trasteos (...) un primo me prestó una linterna para ir a buscar las cosas que se me habían quedado (...) llegaron los soldados de la Guardia Nacional Boliviariana y me hicieron ir hasta la parte venezolana. Ahí me quitaron las cosas que tenía (...) me amarraron con una cabuya, me llevaron con ellos y en unos arbustos, que tapaban la parte colombiana, me tiraron al piso y llegó un soldado con una camisa de paramilitares y me dijo 'esta camisa es suya', yo la pude ver, era de las Auc, me dijo que yo era paraco y yo asustado le decía que no, que eso no era mío", relató inicialmente. 
 
 
Después, dijo que lo llevaron a una zona más escondida, donde ocurrió el abuso sexual: "me sentaron, me empezaron a pegar con la culata del fusil, me dijeron que dijera la verdad, que no dijera mentiras (...) me empezaron a pegar en las costillas, las piernas, la espalda la nuca (...) luego -el soldado- me dijo que me iba a 'cojer' (...) me bajo los pantalones, sacó su genital y me lo restregó en las nalgas y le decía a otros soldados que me tocaran (...) no me dejaban mirar a nadie, me pegaban, querían que les dijera que yo era paraco", contó el joven.
 
Sumado a todo lo anterior, los soldados lo amenazaron con matarlo y luego fue amarrado en el lugar, donde duró allí toda la noche; finalmente fue liberado.
 
Por otro lado, En medio de las denuncias de la Procuraduría según las cuales guardias venezolanos abusaron sexualmente de menores colombianas deportadas, situación que el Gobierno colombiano dice desconocer, LA F.m. conoció un relato que da fe de la denuncia del Ministerio Público.
 
De acuerdo con doña Mercedes, como prefirió que la llamen, su marcha de Venezuela a Colombia lo hicieron a través de una trocha cercana al río Táchira. Allí, en silencio, intentaron cruzar a territorio nacional. "Yo pasé por la trocha, me tocó salir. A la de Dios me salí por la trocha, tiene que ser callado porque salen ellos y lo atropellan a uno. Le quitan las niñas y a manosearlas", aseguró. 
 
Cristina Plazas, directora del ICBF, dijo que está atenta a la situación de 890 los menores deportados desde Venezuela y a investigar las denuncias sobre abusos sexuales. 
 
 
Escuche aquí todo el testimonio:

 

¿Considera apropiado el actuar del gobierno colombiano tras la deportación

de nacionales desde Venezuela?