COLP_EXT_008048.jpg
Imagen de referencia de Colprensa
24 Oct 2017 04:35 PM

Constructores de edificio cerca al Castillo de San Felipe desconocen procedimientos en su contra

Los constructores están afiliados a Camacol Bolívar.
La
Fm

La Promotora Calle 47, encargada del polémico proyecto ubicado en cercanías al Castillo de San Felipe de Cartagena, le salió el paso a los recientes declaraciones de las autoridades locales y nacionales en relación a la construcción que adelantan. Luis Tamayo, gerente del proyecto, sostuvo que se trata de un show mediático y que nadie los ha notificado de nada.

“Teniendo en cuenta que tenemos estos documentos (licencias aprobadas), lo que nos están manifestando es un tema mediático. No hemos recibido ningún tipo de requerimiento por ninguna entidad, ni procuraduría. Nosotros tenemos todo en orden. La única entidad que nos ha visitado es Control Urbano para verificar que se construya lo aprobado” explicó el gerente.

Tras las reiterativos pronunciamientos, los compradores han manifestado su preocupación con relación a la culminación del proyecto, “los clientes ya comenzaron a manifestar su preocupación porque ya todo está vendido, les preocupa porque esto es un proyecto de vivienda de interés social y muchas personas tienen invertidas sus ahorros de toda la vida, entre ellos hay angustia por no saber qué pasará”.

La sociedad expuso que lo primero que hicieron fue consultar al Instituto de Patrimonio y Cultura si el proyecto podría ser considerado con un riesgo al patrimonio, “esta fue la respuesta del IPCC ante nuestra consulta está en el área o no de referencia del Castillo y nos confirman que el lote ubicado en la manzana 86 no hace parte de la zona de influencia dijo Tamayo.

Luego de esa aprobación, como ya se ha mencionado, los constructores recibieron el visto bueno del Fondo de Vivienda de Cartagena y las licencias para cada torre por parte de la Curaduría Urbana número 1. Por esta razón, los empresarios insisten que hay un ‘recorrido normativo’ al cual se han ajustado.

Aquarella es un proyecto de vivienda de interés social ubicado en el barrio Torices, a unos cinco minutos del Centro Histórico. La iniciativa inmobiliaria está compuesta por cinco torres con capacidad de 956 apartamentos con 95 parqueaderos, la primera ya inició su construcción y desató la polémica.