29 Mar 2016 06:50 AM

Transmilenio, en el ojo del huracán por grave situación financiera

Luego de un debate de control político en el Concejo de Bogotá, cabildantes y funcionarios del Distrito expusieron las grandes falencias que tiene el servicio de transporte masivo de la ciudad.
Por una parte, hay un déficit de 800 mil millones de pesos; a esto se suma el mal estado de los articulados, ya que el 60 por ciento de la flota está compuesta por buses de más de 15 años de uso; 3 de cada cinco buses de la fase I tienen menos del 10% de vida útil y un tercio de estos buses se vara cada mes.
 
Sin embargo, como lo confirmó Alexandra Rojas, gerente de Transmilenio, estos buses viejos seguirán circulando por las troncales, ya que el Distriro prorrogará por segunda vez los contratos debido al atraso en la apertura de la licitación de la nueva flota.
 
Además, desde el Centro Democrático, el concejal Daniel Palacio denunció que el 26% de los robos que se registran en Bogotá ocurren en Transmilenio. "Definitivamente Transmilenio hoy es uno de los sitios más inseguros de la ciudad, las estadísticas nos muestran que el 80 por ciento de los ciudadanos, de los 2.3 millones de bogotanos que utilizan el sistema a diario, se sienten inseguros”, señalo el cabildante.
 
Finalmente, el concejal Diego Devia aseguró que hubo un exorbitante incremento en la empresa Transmilenio S.A. de 2012 a 2015, casi en el doble; subió su gasto operativo de $52.154 millones de pesos en 2012 a $96.638 millones en 2015.
 
Estas actuaciones políticas de la administración ‘más humana’ llevaron a pérdidas la rentabilidad de la compañía, hicieron insostenible el sistema y generaron traumatismos irreversibles sobre el bienestar de los capitalinos”, denunció el concejal Devia.
Fuente
Sistema Integrado Digital