Claudia Puentes y Enrique Peñalosa
La nueva secretaria de Educación Claudia Puentes y Enrique Peñalosa
Secretaría de Educación de Bogotá
9 Ago 2018 10:05 AM

Retos de Claudia Puentes al frente de la secretaría de Educación de Bogotá

Claudia Puentes asumió el cargo que ostentaba María Victoria Angulo, nuevo ministra de Educación.
Mateo Chacón
Mateo
Chacón
@DMateoChacon

Con el inicio del gobierno del presidente Iván Duque, el alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa, tuvo que hacer cambios en su gabinete, ya que María Victoria Angulo, su entonces secretaria de Educación, pasó a ser ministra de la misma cartera a nivel nacional.

Este miércoles el mandatario local nombró como su remplazo a Claudia Puentes, que se desempeñaba como directora del Catastro. Quedando menos de año y medio para que se termine la actual administración, deberá responder a diferentes retos.

Tal vez el que tiene mayor prioridad para el Distrito es el tema de infraestructura. La Secretaría espera que antes de terminar el 2019 se hayan construido 30 instituciones educativas totalmente nuevas. Dos ya se entregaron en 2017 y otros seis serán terminados este año. Otros 14 están en proceso de diseños, de los cuales 13 fueron aprobados hace unas semanas por el Concejo de Bogotá para que sean operados en concesión.

Esto quiere decir que hay otros ocho colegios que apenas se encuentran en el proceso de adquisición e predios. Puentes deberá determinar si estas instituciones serán operados por el Distrito o también serán dadas a privado. Lo más probable es que se apunte a la segunda opción, lo que implicaría una larga discusión en el Concejo. 

Adicional a esto, el Distrito debe cumplir la meta de 32 colegios reconstruidos (diez ya fueron terminados, once se entregarán este año y otros nueve en el 2019) y mejorar la infraestructura de 300 instituciones.

Pero Puentes no debe sacar adelante el tema de la infraestructura, sino la calidad de la educación. Para ello, el Distrito busca continuar con la disminución de la brecha entre colegios públicos y privados en las pruebas saber 3, 5, 9 y 11. Esta diferencia era del 17,4% en 2015 y pasó a 9,8% en 2017. También tendrá la tarea de reducir a menos de un punto la deserción escolar, que actualmente es del 1,6%, y que en el 2015 era del 3,6%.

En cuanto al paso a la educación superior. Al inicio de su mandato, Peñalosa prometió 35.000 cupos para estudiantes de estratos 1, 2 y 3. Sin embargo, hasta la fecha se ha beneficiado a solo 10.800 por medio de becas y créditos educativos, para lo cual se realizó una inversión de 250.000 millones, según datos de la Secretaría de Educación.

Puentes tiene el reto de triplicar este número en solo año y medio, y para ello se requiere una fuerte inyección económica. Para algunos sectores todas estas inversiones no requieren aprobación de más recursos, ya que según el concejales como Carlos Flórez la entidad  no ha ejecutado el 93% de sus recursos.