Paro cardíaco
Paro cardíaco
Ingimage
30 Sep 2020 06:47 PM

Aprender a hacer reanimaciones triplica la posibilidad de salvar vidas en infartos

La Sociedad Colombiana de Anestesiología y Reanimación entrega consejos para prevenir enfermedades isquémicas.
Santiago Ángel
Santiago
Ángel
@santiagoangelp

Una de las causas de riesgo para el covid 19 tiene que ver con las condiciones pre establecidas que afectan al corazón. Según los datos del DANE, en 2019 murieron 38.475 por enfermedades isquémicas del corazón.

Ninguna otra patología causa tantas muertes a los colombianos como las relacionadas al corazón. Por eso es importante que los ciudadanos cuenten con herramientas de prevención para entender cómo podrían salvar su propia vida o la de otras personas.

Normalmente, los infartos son más comunes en personas que tienen hipertensión, problemas cerebrales, o crisis nerviosas. Pero, según la Sociedad Colombiana de Anetesiología, en el país vienen aumentando las muertes por enfermedades en el corazón en personas que no tienen antecedentes o patologías previas.

Si los ciudadanos en general tienen un conocimiento básico sobre cómo hacer una reanimación de forma correcta, dice la sociedad, hay el doble o el triple de posibilidades de evitar una muerte por infarto o por paro Cardio respiratorio.

Aunque otras enfermedades como el cáncer, el VIH y más recientemente, el virus del covid 19 generan más ruido y preocupación, de acuerdo a las cifras oficiales de la Organización Mundial de la Salud, no hay otra enfermedad que cause tantos decesos en la población mundial como las enfermedades cardiovasculares.

El doctor Carlos Sanabria asegura que si una persona interpreta bien las señales de un paro o un infarto y actúa correctamente en los primeros cuatro minutos con una reanimación básica, la vida del que tiene el infarto podría salvarse de forma determinante.

Si la población en general tuviera noción sobre lo que significa una reanimación, las muertes anuales que podrían evitarse serían numerosas. Por cada minuto que pasa cuando se inicia un paro, el paciente pierde 10 % de posibilidades de sobrevivir porque el corazón anula su capacidad para bombear la sangre a los órganos que la necesitan, especialmente al cerebro, que se queda sin cómo enviar las señales para que los pulmones y los demás órganos vitales funcionen.

Finalmente, las recomendaciones de la sociedad siguen siendo la alimentación balanceada, chequeos médicos constantes, evitar fumar y hacer ejercicio con regularidad.

Fuente
La FM