Angélica Lozano, congresista
Angélica Lozano, congresista
Colprensa
20 Ene 2020 04:27 PM

Presentan demanda contra Angélica Lozano por estar casada con Claudia López

La demanda señala que violó las normas de la constitución que impiden ser congresista y tener vínculos matrimoniales con la alcaldesa.
Johana Rodríguez
Johana
Rodríguez
@joharodri4

Al Consejo de Estado llegó una demanda que pide la perdida de investidura de la congresista Angélica Lozano, por supuestamente violar la norma que prohíbe a los congresistas del país tener algún vínculo de matrimonio o de consanguinidad con funcionarios de autoridad civil o política, como el alcalde de Bogotá.

La demanda la presentó el ciudadano Efraín Segundo Negrette, quien considera que la norma (numeral cinco del artículo 179 de la Constitución Política de Colombia) se violó en el momento en que Lozano contrajo matrimonio con la actual alcaldesa de Bogotá, Claudia López.

Puntualmente, la norma establece que no podrán ser congresistas "quienes tengan vínculos por matrimonio o unión permanente o de parentesco, en tercer grado de consanguinidad, primero de afinidad, o único civil con funcionarios que ejerzan autoridad civil o política".

Le puede interesar: Jorge Robledo anunció su candidatura a la presidencia 2022

En la petición, el ciudadano solicitó como medida cautelar que el Consejo de Estado ordene a Lozano separarse o apartarse del cargo mientras se resuelve el recurso de fondo.

Lozano fue elegida como senadora de la República para el periodo 2018–2022, y contrajo matrimonio con López el pasado 16 de diciembre, en una ceremonia privada que se celebró en el restaurante Céntrico, en el piso 41 del Centro Comercial San Martín.

No es la primera vez que la investidura de la senadora es demandada. En el 2015 el abogado Víctor Velásquez (quien radicó demandas contra el senador Antanas Mockus) también demandó la investidura de Lozano y la de Claudia lópez, cuando la primera estaba en la Cámara de Representantes y López era senadora.

Sin embargo, en esa oportunidad el Consejo de Estado mantuvo la investidura de López y Lozano, al considerar que no se demostró en la demanda un vínculo o unión marital de hecho entre las congresistas.