4 Jul 2018 04:00 PM

Gobierno insiste en que asesinatos y amenazas a líderes no son sistemáticos

El Ministerio del Interior trabaja en el diseño de esquemas colectivos de protección.
Daniel
Jerez
@DanielJerezP

El Gobierno Nacional se pronunció sobre el asesinato de varios líderes sociales ocurridos en los últimos días y advirtió que está trabajando en el fortalecimiento de su protección, tanto individual como colectiva.

El ministro del Interior, Guillermo Rivera, insistió en que estas amenazas y atentados de los que han sido víctimas varios defensores de derechos humanos en las regiones, no tienen carácter sistemático.

“El Gobierno insiste en que las circunstancias de este fenómeno de asesinato de líderes sociales, difieren en cada una de las regiones del país, hay regiones en donde estos asesinatos obedecen a grupos de narcotraficantes que asesinan a personas que están liderando procesos de sustitución de cultivos ilícitos”, manifestó.

Y continuó: “en otros lugares del país, los asesinatos obedecen a la oposición de estos líderes a la minería ilegal y en otros sitios, los homicidios obedecen a testaferros, personas que han usurpado tierras, que asesinan a líderes que trabajan por la restitución”.

El ministro Rivera señaló que el Gobierno trabaja en la construcción de los programas colectivos de protección, cuyos pilotos se están adelantando en los municipios de Tumaco, Guapi, San José de Ureña y El Tarra.

También condenó la masacre ocurrida en Argelia (Cauca) y espera que las autoridades den con los responsables de estos hechos.

“Se están adelantando las investigaciones correspondientes para encontrar el origen de este homicidio, el Gobierno Nacional por supuesto rechaza estos hechos y rechaza otros homicidios que se han presentado en los últimos días contra personas que desarrollaban un liderazgo en sus comunidades, añadió Rivera.

Dijo que aunque continúan avanzando en la entrega de esquemas individuales de seguridad, esa estrategia ha sido insuficiente para contrarrestar los hechos violentos de los que han sido víctimas los líderes sociales en todo el país.