10 Jun 2016 06:35 AM

Farc descartan consulta popular propuesta por el Partido de La U

Aunque desde la colectividad del presidente Juan Manuel Santos lanzaron un salvavidas, en caso de que se caiga el plebiscito, la guerrilla descartó esa idea.
El punto de la implementación, verificación y refrendación de los acuerdos de paz, al parecer, cada día está más embolatado por cuenta de que no hay un consenso sobre el mecanismo que se va a usar para cumplir con el compromiso político del presidente Juan Manuel Santos, de consultar a los colombianos sobre lo pactado.
 
Aunque en el Gobierno y algunos sectores legislativos dan por descontado que la Corte Constitucional declarará exequible el plebiscito y que las Farc de una u otra manera terminarán aceptándolo, la realidad es que la delegación guerrillera se ha mantenido en su posición de decirle no a ese mecanismo que fue construido por el senador Roy Barreras, posteriormente respaldado por el mandatario y algunos negociadores del ejecutivo.
 
Y es que recientemente fue presentado por el mismo legislador y a nombre del Partido de La U un “plan b” para hacer una consulta popular abierta en la que la colectividad pueda, eventualmente, consultarles a los colombianos sobre el proceso de paz, pero esa idea tampoco les suena a los integrantes de las Farc por varias razones.
 
La primera de ellas es que ese tipo de consultas no son vinculantes, por lo que consideran que no es adecuado usar ese mecanismo para refrendar los acuerdos. La segunda es que propuesta de La U es aplicada para temas internos de una colectividad y no sería de obligatorio cumplimiento lo que allí se decida. La tercera es que nuevamente consideran que se esta tomando una decisión unilateral ya que el mecanismo de refrendación deberá salir de la mesa, fruto de las discusiones entre las partes en el sexto punto de la agenda.
 
De acuerdo con eso, las Farc quieren una consulta popular, pero tal cual como está establecido en la Constitución política de Colombia, es decir con el umbral y los requerimientos que están contemplados en los mecanismos de participación. Esa decisión la tomaron ya que confían en que los colombianos respaldarán el proceso en las urnas y se podría alcanzar los 11 millones de votos requeridos para que sea válida la consulta.
 
Finalmente no desisten de la Constituyente, pero para aplicarla unos años más adelante para hacer los ajustes necesarios a la Constitución con las reformas que sean necesarias.
Fuente
Sistema Integrado Digital