Armando-Benedetti-Colprensa-Diego-Pineda.jpg
Armando Benedetti / Colprensa
17 Oct 2017 05:16 AM

Armando Benedetti califica como vulgar refrito denuncia de Jaime Lombana

Según la denuncia del abogado Lombana el senador Benedetti habría usado a Fonade como una cuota política.
La
Fm

A través de un comunicado el senador Armando Benedetti calificó como un 'vulgar refrito' la más reciente denuncia que hizo en su contra el abogado Jaime Lombana.

"Hoy surgen en mi contra aseveraciones a través del señor Jaime Lombana Villalba que son ajenas a toda verdad y seriedad. Es su costumbre trasladar a los medios los asuntos que judicial y profesionalmente le son encomendados. Lo de ayer es simplemente un vulgar refrito. El señor Lombana ya me demandó inútilmente en el pasado reciente", dice el comunicado.

LEA TAMBIÉN: La denuncia de Jaime Lombana contra Armando Benedetti por supuesta corrupción en el Fonade

Benedetti agrega que "en la investigación preliminar que se adelanta desde noviembre de 2016 en mi contra, la Corte Suprema de Justicia ha recopilado más de 30 declaraciones y en ninguna me han vinculado con hechos de corrupción en Córdoba"

Finalmente Benedetti dijo que espera que estos señalamientos sean discursos incendiarios "Ojalá las coincidencias de tiempo tanto en la difusión de las insidias de Lombana como en la de los discursos incendiarios de odio sean solo eso".

Según la denuncia que instauró ante la Corte Suprema de Justicia,, el senador Benedetti habría usado la entidad como una cuota política. “Vendió los cupos indicativos que le entregó el Gobierno a su íntimo amigo Musa Besaile, dice la denuncia que concordaría con lo revelado por el exfiscal extraditable Luis Gustavo Moreno, quien aseguró que los dos senadores Besaile y Elias, junto con el exmagistrado Francisco Ricaurte, habrían ‘cuadrado’ la elección del exdirector del Fonade Alfredo Bula Dumar, con el fin de tener la institución a su disposición política.

La denuncia también señala a Benedetti con supuestas exigencias del dinero que estaba siendo robado al Fondo Nacional de Prestaciones del Magisterio de Córdoba y con supuestos hostigamientos contra el entonces presidente de la fiduprevisora Hernando Chica.