ANDRÉS FELIPE ARIAS
El exministro Andrés Felipe Arias fue sentenciado a 17 años de prisión por su responsabilidad en el escándalo de Agro Ingreso Seguro.
Colprensa
13 Mayo 2019 10:51 AM

Andrés Felipe Arias reclama por "indolencia" del Gobierno frente a su caso

Asegura que no se ha movido un dedo para hacer valer su derecho a una segunda instancia, como lo ordenó la ONU.
Daniel Jerez
Daniel
Jerez
@DanielJerezP

El exministro Andrés Felipe Arias, quien fue condenado a más de 17 años de cárcel por el escándalo de Agro Ingreso Seguro, se volvió a pronunciar sobre su caso desde la cárcel de Estados Unidos en la que se encuentra recluido.

En una declaración replicada en las redes sociales de algunos congresistas uribistas, Arias le hizo un duro reclamo al Estado colombiano porque se cumplen seis meses desde que el Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas ordenara proveer todas las condiciones necesarias para que pudiera apelar su sentencia en una segunda instancia y hasta el momento eso no ha ocurrido.

Lea también: Ante ONU piden protección para magistrados tras escándalo de chuzadas y visas

Afirma que ha habido completa indolencia en Colombia frente a su caso, como no ha ocurrido en otros episodios que involucran a líderes políticos.

“Como resultado de esta lucha, las cortes de los Estados Unidos no se han atrevido a extraditarme y más importante aún, el Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas falló a mi favor ordenándole al Estado colombiano que en un plazo de seis meses me otorgara la posibilidad de apelar la injusta condena y revisar el despojo de todos mis derechos políticos”, indicó.

“Esos seis meses se cumplen hoy y el Estado colombiano le incumplió al máximo órgano protector de derechos humanos en el mundo”, añadió.

Sin mencionar al presidente Iván Duque o a funcionarios del Gobierno Nacional, Andrés Felipe Arias lanza una puya comparando su caso con lo mismo que ocurre en Venezuela.

Le puede interesar: En 2023 habría segunda vuelta para elegir alcalde en Bogotá

“Imposible no preguntarse ¿de qué sirve denunciar las persecuciones, violaciones a derechos humanos y encarcelamientos políticos del vecino, si en la propia casa, pudiendo hacer tanto, se mira para otro lado cuando sucede lo mismo, como si hubiera injusticias de primera y segunda categoría”, manifestó.

Dijo además que si la ONU hubiera fallado a favor de un líder social o político de los sectores de izquierda o de las Farc, muy seguramente el Estado colombiano no hubiera permanecido “indolentemente inmóvil”.

Fuente
Sistema Integrado de Información