Testeo en animales
De ser aprobada la ley, Colombia sería el primer país de Latinoamérica en tener una legislación sobre el tema.
Twitter Ofcial @AnimalDefenders
11 Sep 2021 09:01 AM

Cambio climático provoca que animales cambien de forma

Especies como aves o ratones tienen picos, patas y orejas más grandes para regular mejor la temperatura corporal.
fmonjeo
Federico
Monje Ospina
@fmonjeospina14

El cambio climático está siendo una constante amenaza para los seres humanos, sin embargo, los animales también han tenido que lidiar con las consecuencias de este fenómeno. 

Recientemente, se conoció el estudio de la revista "Trends in Ecology and Evolution", el cual cuenta que como consecuencia del cambio climático, algunos animales endotermos (coloquialmente conocidos como ‘de sangre caliente’) están cambiando de forma y tienen picos, patas y orejas más grandes.

Cambio climático provoca que animales cambien de forma

La investigadora de aves, Sara Ryding, de la Universidad Deakin en Australia, publicó un estudio en el que afirma que diferentes animales tienen picos, patas y orejas más grandes para regular mejor la temperatura corporal a medida que el planeta se calienta.

Un oso polar en su habitad alterado por el cambio climático
Ingimage (Referencia)
El cambio climático provoca que los animales cambien de forma.

Según Ryding, estas transformaciones se han producido en amplias regiones geográficas, desde el Ártico hasta Australia, y entre una diversa gama de especies.

Duras revelaciones 

La investigadora da algunos ejemplos concretos entre las aves. Varias especies de loros australianos han mostrado, en promedio, un incremento del 4% al 10% en el tamaño del pico desde 1871, y esto se correlaciona positivamente con la temperatura del verano cada año.

Aves, pájaros
Karim SAHIB / AFP
Algunos animales endotermos (coloquialmente conocidos como ‘de sangre caliente’) están cambiando de forma y tienen picos, patas y orejas más grandes

La investigadora da algunos ejemplos concretos entre las aves. Varias especies de loros australianos han mostrado, en promedio, un incremento del 4% al 10% en el tamaño del pico desde 1871, y esto se correlaciona positivamente con la temperatura del verano cada año.

Fuente
Sistema Integrado Digital