maikel moreno
afp
21 Jul 2020 08:59 PM

Presidente de Supremo venezolano rechaza que EE.UU. ofrezca recompensa por su captura

Son 5 millones de dólares los ofrecidos por su arresto.
Saul
Noriega
@noriegasaul

El presidente del Tribunal Supremo de Venezuela Maikel Moreno, por quien Estados Unidos ha ofrecido 5 millones de dólares a quien ayude a lograr su captura, calificó la medida como un nuevo “intento torpe y desesperado” por parte del “imperio norteamericano”. 

Moreno, ha sido señalado de ser uno de los “secuaces” de Nicolás Maduro y de formar parte de una red de corrupción en el sistema de justica, con el que ha logrado beneficios personales al amañar varios casos.

En un mensaje publicado en redes sociales, Moreno aseguró que seguirá siendo “leal y comprometido” con Venezuela ante lo que considera como una “pretensión injerencista” que busca “amedrentar y desviar el rumbo de la administración de justicia”.

Además, dice que no es primera vez que “voceros del imperio norteamericano”, en referencia al secretario de Estado Mike Pompeo quien anunció la recompensa la tarde del lunes, pretenden atacarlo con “intentos torpes, desesperados, llenos de manipulaciones y mentiras”, todo para “subvertir la institucionalidad de Venezuela”.

Le puede interesar: EE.UU. ofrece millonaria recompensa por jefe de Tribunal Supremo de Venezuela

“No podrán lograrlo, porque la independencia y la soberanía de la Patria no están en discusión. Reitero que el Poder Judicial venezolano no acepta tutelaje alguno de ningún gobierno extranjero, en nuestro país nos debemos a la Constitución, a las leyes y al pueblo”, manifestó Moreno. 

El funcionario venezolano reiteró que ese tipo de acusaciones “cobardes e infundadas”, solo fortalecen su deseo de seguir trabajando desde el Tribunal Supremo de Justicia para garantizar el acceso a la justicia y el debido proceso en el país.

Estados Unidos no solo acusa de corrupto a Moreno, quien tiene antecedentes penales por el delito de homicidio, sino también señala a su esposa, Debora Menicucci, una reconocida modelo, de beneficiarse de actividades ilícitas.