Sudor
Pexels - Foto de Ron Lach
2 Dic 2021 01:30 PM

¿Suda después de bañarse? Las razones de esta condición y trucos para prevenirlo

El agua caliente y la actividad física influyen en el exceso de sudor después de una ducha.
evillanueva
Erika
Villanueva

Iniciar el día o terminarlo relajándose con una ducha de agua caliente es la mejor opción para la gran mayoría. Sin embargo, en algunas excepciones, un buen baño puede producir sudoración, convirtiéndose esto en un problema. 

La sudoración es una reacción del cuerpo para eliminar el calor sobrante. Este fluido, compuesto por agua, sal y minerales, se secreta por medio de las glándulas sudoríparas y normalmente se produce en las axilas, pies y manos, pero puede extenderse a todo el cuerpo.

Ducharse
Pixabay - Imagen de tookapic
Expertos indican que el momento adecuado para bañarse es cuando "se contaminan".

El sudor después de la ducha se produce por un calor residual en el cuerpo, por eso las duchas de vapor pueden perjudicar la temperatura habitual, manteniendo el agua caliente en el cabello y la piel después del baño.

Según explica el dermatólogo Shilpi Khetarpal a un medio, tras tomar una ducha y secarse podría empeorar la situación. "El vapor del agua caliente, combinado con la temperatura más cálida, aumenta la humedad y la temperatura del baño, lo que aumenta la temperatura corporal y hace que uno sude", asegura. 

Otro de los efectos que causa esta condición es el ejercicio, pues la producción de sudor aumenta con esta actividad física y genera mayor traspiración, por eso Khetarpal recomienda tomar una ducha de 20 a 30 minutos después, pues "esto ayudará a bajar la temperatura corporal y reducir la transpiración”.

Trucos para prevenir el sudor

Para prevenir esta condición, científicos recomiendan bajar la temperatura gradualmente mientras se ducha. Llegar a una temperatura fría es lo más conveniente para mantener la temperatura corporal estable, así mismo disminuye el sudor después de salir de ducharse. 

"Reduce gradualmente la cantidad de agua caliente en la ducha en un intento de enfriar el cuerpo. El cuerpo tarda unos 10 segundos en aclimatarse a la nueva temperatura, por lo que se puede seguir bajando", indica Shilpi Khetarpal. 

Aunque ya son bien conocidos los beneficios de bañarse con agua fría, al integrarlo en la ducha diaria y en su cabello permitirá que el cuero cabelludo transpire y mantenga una temperatura adecuada. 

"Prueba también enjuagarte el cabello con esta agua más fría. De esta manera, no se deja agua caliente en el cuero cabelludo y el cabello, que pueden calentar la cabeza", concluye.

Fuente
Sistema Integrado Digital