Educación virtual - Educación a distancia - Educación online - Tecnología
Ingimage (Referencia)
21 Abr 2020 09:56 AM

Los elementos claves de la educación a distancia

Los niños y jóvenes han tenido que reinventar sus hábitos de estudio con la cuarentena.
Miguel Valencia
Miguel Ángel
Valencia González
@MiguelValenciaf

En medio de los duros momentos que viven los niños y jóvenes por las tensiones propias del encierro, la soledad y los deberes académicos, resulta vital adaptarse a las nuevas formas del conocimiento.

En este contexto, debido al cierre temporal de las clases presenciales en los jardines y colegios en Colombia, la invitación desde las comunidades académicas es a reinventarse a través de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) que permitan en algún sentido eliminar las barreras del tiempo y la distancia. Este nuevo sistema es conocido como learning.

Sin embargo, en el caso de los niños ese cambio tiene implicaciones mayores y adaptar el sistema no presencial puede ser más complicado para ellos. En ese sentido, los expertos recomiendan hacer especial énfasis en el desarrollo de lo humano.

“Durante este nuevo proceso de adaptación a la educación a distancia, es probable que los niños y jóvenes sientan preocupaciones y que pasen por situaciones de estrés, por lo cual es importante que exista un permanente apoyo emocional para el estudiante y la familia. Los departamentos de desarrollo humano de los colegios deben desplegar todas las estrategias de dirección de grupo y consejerías, monitoreando diariamente la situación de cada niño con la información que reciben de los profesores”, aseguró Rosita Caro, directora del Colegio Hacienda Los Alcaparros.

Siguiendo esta línea, los educadores aseguran que el rol de los padres toma connotaciones vitales como una labor de acompañamiento a los niños y no de supervisión del uso que ellos hacen de las nuevas plataformas de enseñanza.

Para lograr lo anterior, es importante que celebren los éxitos académicos y no académicos de sus hijos durante las clases y que mantengan viva su disposición para el aprendizaje, ya sea garantizando que tengan los materiales de trabajo a la mano o que estén vestidos para la jornada, por ejemplo.

Claramente, cómo los jóvenes son más versátiles con el uso del a tecnología, la recomendación es que se acompañe especialmente a los más pequeños. Para ellos existe una doble dificultad, el factor tecnológico y el factor no presencial de la relación alumno-profesor.

Sobre esto, Rosita Caro aseguró: “al igual que ocurre en las clases presenciales, uno de los mayores retos en la educación a distancia es lograr mantener viva la curiosidad, la imaginación y la creatividad del estudiante, en este sentido el aprendizaje activo es la mejor medicina”.

Finalmente, cabe recordar que, según cómo evolucione la pandemia, las clases presenciales volverán a la normalidad. Hasta entonces, tanto colegios privados como públicos en Colombia continuarán implementando modelos de aprendizaje virtual.

Fuente
Sistema Integrado Digital