Continúan las protestas en Belén de Bajirá por traslado de Antioquia hacia Chocó

Foto: Belén de Bajira LA FM

Ese corregimiento más otros tres territorios pasarán de Antioquia a Chocó.

Los ánimos continúan alterados entre los pobladores del Urabá antioqueño, donde ya llegaron los funcionarios del Instituto Geográfico Agustín Codazzi (Igac) para adelantar el proceso de amojonamiento en Belén de Bajirá, Nuevo Oriente, Blanquiset y Macondo para anexarlos físicamente al departamento de Chocó.

Esa situación desató protestas y bloqueos de vías por parte de los simpatizantes de Antioquia, quienes reclamaron que se espere la decisión del Consejo de Estado sobre el conflicto limítrofe como también lo ha pedido públicamente el gobernador Luis Pérez.

Sin embargo, el presidente de la Comisión de Amojonamiento del Igac, Siervo Wiliam León Callejas, aseguró que se continuará con este proceso, pues hasta el momento no hay ninguna medida cautelar o ningún tipo de fallo que impida que se adelante. De hecho, el pronunciamiento más reciente fue del Tribunal Administrativo de Cundinamarca, que ordenó trasladar las mesas de votación de Belén de Bajirá y los demás territorios hacia Chocó.

 

 

Ante las distintas versiones en torno a que se harán barreras entre los dos departamentos, el funcionario precisó que en diez puntos a lo largo de 183 kilómetros de esos cuatro territorios se construirán trece señales en concreto para determinar límites, labores que demorarán al menos un mes.

“Son ocho pilastras que son unos muros de 60×60 centímetros de concreto. Y cinco postes de cuatro metros de altura por 60 centímetros de ancho, explicó León Callejas.

En un comunicado, el Igac solicitó al Gobierno y a las autoridades policiales garantías de seguridad para adelantar el proceso de amojonamiento, pues algunos de sus funcionarios en terreno estarían recibiendo intimidaciones para que abandonen la zona.