AndresFelipeAriasUSAlafm.jpg
Andrés Felipe Arias tras quedar en libertad / LA F.m.
18 Nov 2016 01:24 AM

Exclusivo: Andrés Felipe Arias habla con LA F.m.

El exministro de Agricultura se refirió a su estadía en prisión en Estados Unidos y los pormenores de su caso, relacionado con Agro Ingreso Seguro.

Escuche aquí la entrevista completa con Andrés Felipe Arias

El exministro de Agricultura, Andrés Felipe Arias, habló con LA F.m. luego de que un juez de Estados Unidos se mostrara en contra de su extradición, y aunque no tomó la decisión final sobre la solicitud hecha por el Gobierno colombiano, aprobó su libertad bajo fianza.

Arias dio cuenta de cómo fueron sus días en prisión. Según dijo, estuvo recluido en un lugar pequeño en el cual se aguanta mucho frío. "Recién me detuvieron estuve tres días en una celda de aislamiento, no hablaba con nadie", indicó. "Estaba en un sitio muy pequeño, las condiciones son muy difíciles, se aguanta mucho frío", aseguró el exjefe de la cartera de Agricultura en Colombia. "La persona que no tiene plata no puede complementar su comida, no puede comprar un saco para el frío", agregó. "Estaba encerrado con muchos colombianos, no pude despedirme de todos ellos. Cuando salí de aislamiento me encontré con más colombianos que me ayudaron mucho, me dieron calzoncillos y comida".

El exministro, condenado por la Corte Suprema de Justicia a más de 17 años de cárcel y a pagar una multa de 25.000 millones de pesos por delitos relacionados con el hecho de que unos subsidios para campesinos pobres terminaron en manos de grandes terratenientes cuando él era ministro de Agricultura, el denominado caso de Agro Ingreso Seguro, dijo que se cometió una injustica.

"A mí me aseguraron que nunca podría suceder (que lo capturaran). Es un caso excepcional que retengan a una persona que está en proceso de asilo", dijo Arias, quien aseveró que a él lo condenaron "por sospecha". De igual manera, indicó que su libertad indica que "la justicia (en Estados Unidos) sí funciona, contrario a lo que sucede en el país".

"Encontramos una muy buena prueba, el proceso está documentado, tenemos pruebas para demostrar lo que queremos", agregó el exministro de Agricultura, al hacer énfasis en que llegó a Estados Unidos legalmente. "Nosotros aquí estamos legalmente, tenemos permiso de trabajo y seguridad social". Y agregó: "A mí me hacen una imputación de cargos no en una sala de audiencias sino en un teatro".

"Fui imputado y acusado por una fiscal que no podía ser fiscal, ante jueces que tenían conflictos de intereses. Humillación que sentimos con mi familia en audiencia de imputación cuando aplaudían a la fiscal es grande. La Corte Constitucional dice que todos los ciudadanos tienen derecho a apelación, pero a mí me la negaron", agregó Arias. "Todo el mundo tiene derecho de apelar en Colombia menos los ministros de Uribe", enfatizó.

El exministro Arias reside en Miami desde 2014 y fue detenido en agosto pasado en razón de la solicitud de extradición desde Colombia, dice ser un perseguido político y solicitó asilo nada más llegar a Estados Unidos, pero hasta ahora las autoridades no se han pronunciado.

Respecto a si el tratado de extradición entre Colombia y Estados Unidos está o no vigente, el exministro de Agricultura dijo en LA F.m. que "la solicitud de extradición la hace el Ejecutivo, es evidente que no hay tratado", al tiempo que aseguró que el expresidente Álvaro Uribe, una de las personas que defendió esa tesis, habló con él durante cinco minutos. "Presidente Uribe vino a la audiencia, dio testimonio de la persecución política que hemos padecido", aseguró. "No se requirió el testimonio de fondo de él (Uribe) pero está dispuesto a darlo".

Tras la audiencia, llevada a cabo en una corte federal de Miami (Florida) y presidida por el juez John O'Sullivan, se habló en torno a la ausencia de un tratado de extradición "válido" entre los dos países. Ambas partes, tanto los abogados del exministro de Agricultura, como la Fiscalía de EE.UU., que representa al Gobierno de Colombia, coincidieron en que no había un tratado vigente en ese sentido. De esta forma, el juez se inclinó a favor de Arias y le concedió la libertad bajo fianza y fijó un monto de 100.000 dólares, a la vez que otorgó dos semanas más a la Fiscalía para recabar nuevas pruebas que sustenten su tesis.

Arias, en diálogo con LA F.m., dijo que "en Colombia no puede haber paz sino hay paz política, si no se acaba la persecución", al insistir en que el programa Agro Ingreso Seguro fue bueno. "No me puedo arrepentir de un programa que fue bueno, que ayudó a miles de personas en el campo".

Finalmente, Arias agradeció a Catalina Serrano, su esposa, por el respaldo constante. "Por mi esposa no me quebraba, tenía que ver a mis hijos por una ventana pequeña. Ayer mi hijo tenía fiebre y pude dormir abrazado a él, se siente bien respirar el aire libre. Hoy me levanto agradecido con Dios y con la vida, mi esposa ha sido un ángel".

Arias quedó en libertad, luego de tres meses de prisión, pero deberá usar una tobillera eléctrica y si viola las condiciones de su liberación deberá pagar un millón de dólares, según dictaminó el magistrado.

Marc David Seitles, abogado de Andrés Felipe Arias: no existe un tratado para enviarlo a Colombia