613.jpg
El joven internauta se defendió de todas las acusaciones y dijo que sus videos buscan generar conciencia social - RCN
26 Mar 2018 05:45 AM

Nicolás Arrieta, el famoso youtuber que es acusado de maltratador y psicópata

Una de sus exparejas lo señaló de haber ahogado a su gato de manera insólita en un episodio de depresión.

En Colombia hay varios famosos youtuber que se han dedicado en los últimos años a publicar periódicamente historias que habitualmente resultan llamativas para los jóvenes del país. Son decenas de muchachos los que presentan sus vidas en internet y de la noche a la mañana se convirtieron en ídolos.

Uno de esos personajes es Nicolás Arrieta, un famoso ‘youtuber’ colombiano que cuenta con más de más de 1’700.000 seguidores y lleva 9 años en esta poderosa industria.

“Llevo 9 años haciendo videos y si en este periodo no logras nada retírate y cierra el canal. Yo generalmente prendo la cámara y grabo, no hay nada previo. Trato de que todo sea espontaneo; una explosión, algo muy rápido”, sostuvo el youtuber en entrevista con Cuatro Caminos.

Arrieta es parte de la revolución en internet y dentro de los miles de jóvenes que han seguido su trayectoria como internauta, alguna vez estuvieron Verónica Duque, Alejandra Patiño y Carolina Botía López.

Las tres mujeres dieron un paso de ser simples admiradoras a tener algo más con Nicolás Arrieta. Con una de ella, Alejandra Patiño, contrajo matrimonio hace 3 años.

Nos queríamos mucho, yo a él lo quería bastante. Era una relación sólida en ese momento y decidimos casarnos”, afirmó.

Hace poco las tres mujeres publicaron una serie de denuncias públicas sobre el comportamiento del joven youtuber. Al margen de la popularidad, Nicolás Arrieta fue señalado por lo que ellas aseguran es un maltratador y psicópata. Dijeron que es neurótico y no controla sus emociones cuando tiene rabia o depresión.

“Cuando tenía mucha rabia o se sentía muy deprimido se desquitaba con el gato. Lo metía en una olla llena de agua, lo tapaba hasta que el animal dejaba de hacer ruido; sólo ahí lo destapaba para que volviera a respirar. Así lo hizo varias veces hasta que lo mató”, contó Carolina Botía.

La violencia psicológica por parte de Nicolás Arrieta llegó a puntos muy altos en ofensas hacia estas mujeres.

Puntualmente me dijo como que tú no puedes tener el pelo rubio porque tienes cara de india”, relató Verónica Duque.

“En la casa me decía cosas feas. Íbamos al supermercado y a veces borracho se montaba en las sillas de las personas discapacitadas y cuando le pedía que se bajara me trataba mal”, relató Alejandra Patiño.

Verónica, quien compartió apartamento con Arrieta en Argentina, recuerda que las escenas de celos eran muy frecuentes.

Él partía hacia la universidad y tan pronto se iba me decía que no confiaba y le echaba seguro a la puerta para que yo no saliera. Además tenía las únicas llaves”, aseguró.

A su turno, Carolina recordó que el youtuber le obligaba a hacer cosas en la parte sexual. De hecho lo señaló de ser un adicto a la pornografía.

Todas admiten que permitieron los abusos de Nicolás Arrieta por la constante agresividad que demostraba por todo. Aseguran además que ese es el verdadero rostro que tiene alguien que es seguido por millares de jóvenes.

Alejandra Patiño dijo que lo más preocupante es que Arrieta difunde dentro de sus videos tutoriales de suicidios donde, a su juicio, una figura pública no debería presentar ese tipo de contenidos.

Al conocer de estas denuncias, que inicialmente fueron en internet, la respuesta de Nicolás Arrieta fue por la misma red social. En una serie de videos anunciaba respuestas vehementes a quienes quisieran afectarlo.

Al respecto, varios de sus seguidores salieron a defenderlo advirtiendo posibles ataques a las supuestas víctimas. De tal orden han sido las intimidaciones que las jóvenes han recibido amenazas de muerte en las redes.

Ante estas versiones sobre maltrato físico y psicológico a sus exparejas, Nicolás Arrieta dijo que no va a responder a esa ola de respuestas sobre su intimidad.

Cuando habló de sus publicaciones y la posible incitación al matoneo o al odio, dijo que si fuera por lo que publica, se tendría que cerrar más de la mitad de los canales de YouTube.

Sólo hablo de los estereotipos. Así como hay estereotipos con gente tatuada, los hay con gente gorda o gente flaca; es hacer una burla de todo”, indicó.

Se defendió además diciendo que sólo trata de que la gente se ría de sí misma. Igualmente dijo que quienes ven sus videos son adultos y tienen capacidad de discernimiento.

Yo he pedido a muchas madres de familia que no dejen a sus hijos menores ver mis videos porque no están listos para verlos”, insistió.

Arrieta además sostuvo que rechaza las amenazas públicas que recibieron sus exparejas porque le resulta “absurdo”.

De otro lado, dijo que cuando en sus videos difunde que es consumidor de licor y cocaína “es un chiste”. También asegura que muchos de sus comentarios buscan generar “conciencia social”.

Lo cierto es que Nicolás Arrieta no ha sido vinculado a una investigación penal por las denuncias presentadas por estas mujeres.