tapas.jpg
AFP
15 Jun 2017 06:50 AM

El Festival de la Tapa trae a China pequeños tesoros de la cocina española

El Festival de la Tapa ofreció hoy de nuevo a la capital china las delicias de menor tamaño de la gastronomía española, con una amplia selección de pequeños platos y pinchos, acompañados de vinos para degustar y apreciar mejor.
La
Fm

Varios cientos de personas se congregaron en el núcleo de seis restaurantes españoles del edificio Nali Patio, en la zona comercial y de ocio de Sanlitun, para saborear por segundo año consecutivo pequeños cuencos de paella, croquetas, gazpacho, gambas al ajillo y el omnipresente jamón, entre muchas otras delicias.

No faltaron los vinos ya que la Denominación de Origen Rioja fue junto con Turespaña uno de los organizadores de esta segunda edición del Festival, además de actuaciones musicales en directo.

La tapa es un concepto gastronómico "exclusivamente español" con un éxito tal que el término "tapa" se ha convertido "en un término internacional empleado en casi todos los idiomas del mundo", destacó el embajador español en China, Manuel Valencia, al abrir el evento.

Añadió que los cocineros españoles más conocidos en el mundo, como Ferrán Adrià o los hermanos Roca, "no han dejado pasar" la oportunidad de trabajar con tapas, un concepto que se toma mejor "en compañía", como más gusta comer a los chinos.

Entre los asistentes estaba Rubén, un profesor chino de español que se trajo a un grupo de estudiantes para complementar las clases de lengua con un poco de cultura gastronómica.
Tras pasar cuatro años estudiando en Madrid, se muestra más feliz de encontrar croquetas, aunque reconoce que prefiere más lo platos contundentes que las tapas. "Me gustan más la paella y la ternera", asegura entre risas.

Echa de menos, sobre todo, la ternera al punto o poco hecha. "Aquí en Pekín no puedes confiar" en que cocinen bien la carne, ya que invariablemente se la sirven demasiado hecha. En el lado dulce, su predilección está con el arroz con leche.

Uno de sus alumnos, Daniel, que irá a estudiar a Salamanca en septiembre próximo, dice en un español más titubeante que le gustan "mucho" las tapas, especialmente el jamón, y espera disfrutarlo más durante su próxima estancia.

Otra asistente era una china llamada Lorena, que estudió un año de su carrera universitaria en Murcia y allí se aficionó a la gastronomía española."Comía muchas tapas cuando estaba en España, en Murcia. Me gusta más la ensaladilla rusa, mi favorita", y en las bebidas confiesa su afición por la sangría. Sin embargo, lamenta que no puede encontrar en China algunos platos típicos como las migas, o las paellas que hacían sus caseros españoles.

Con información de EFE