Edwin Cardona, jugador de Boca Juniors
Edwin Cardona, jugador de Boca Juniors
AFP
16 Jul 2021 12:54 PM

Edwin Cardona fue "castigado" por fiesta con Nelson Velásquez

Mucho se había hablado sobre la sanción que Boca le impondría al colombiano por haber preferido viajar a Medellín y no llegar a concentrarse
dchavarro
Daniel
Chávarro

Edwin Cardona regresó a Buenos Aires, pero no se ha podido unir con su equipo Boca Juniors, ya que el gobierno de Argentina dispuso que al llegar al país se debe realizar al menos siete días de aislamiento, por lo cual, Cardona se perderá el partido de vuelta de los octavos de final de la Copa Libertadores.  

Mucho se había hablado sobre la sanción que Boca Juniors le impondría al colombiano por haber preferido viajar a Medellín y no llegar a concentrarse con la plantilla ‘xeneize’. No obstante, el represente del jugador indicó que Edwin tenía permiso del club, pues se encontraba en vacaciones, razón por la cual el futbolista decidió tomarse unos días de descanso luego de haber participado en la Copa América con la Selección Colombia. 

Le puede interesar: Pitana descresta con nuevo look

Aunque Cardona quedó malparado con los hinchas de Boca y la prensa argentina, la junta directiva del equipo no tuvo motivos para sancionarlo, pues ellos mismos le otorgaron el permiso, pero sí hubo uno que otro directivo que se molestó por la decisión tomada por el colombiano. Uno de ellos fue el vicepresidente Juan Román Riquelme, quien tenía pensado darle la camiseta con el número 10, pero en vista de la falta de compromiso, decidió frenar su decisión. 

Según Olé, “si pudiéramos cambiar los números en la Libertadores, la 10 la llevaría él. Por el torneo creo que sí se podrá modificar. Riquelme se la había dado. No en los hechos, pero sí en las palabras”, fue lo dicho por la prensa argentina. 

Vea también: Luis Díaz fue homenajeado en su pueblo natal Barrancas, La Guajira

Y es que a Riquelme le molestó el hecho de que Cardona no estuviera cuando Boca más lo necesita, pues se juegan en el pase a los cuartos de final de la Libertadores ante Mineiro, por lo que Juan Román Riquelme “no quiso premiar al colombiano con un número simbólico, que tiene su peso”, sentenció Olé.