Iván Duque y Donald Trump
Iván Duque y Donald Trump
AFP
16 Mar 2019 09:47 AM

Gobierno de Trump manifiesta su apoyo a Duque, pero también a la JEP

Estados Unidos dice que es importante que Colombia apruebe pronto un estatuto para implementar la JEP y que opere de manera efectiva.
Gustavo Gómez Martínez
Gustavo
Gómez Martínez

El Departamento de Estado de Estados Unidos, en un comunicado, anunció el respaldo a los "esfuerzos del gobierno colombiano para asegurar que la ley que implementa la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) cumpla con el acuerdo de paz de 2016 y la Constitución colombiana".

Este pronunciamiento se produce en medio de la controversia que han generado las objeciones que el presidente Iván Duque presentó a seis artículos de la ley estatutaria de la JEP.

Lea también: Duque objeta seis artículos de la Ley Estatutaria de la JEP

"Estados Unidos también respalda las acciones que aseguren que aquellos que cometan delitos graves después de la firma del acuerdo de paz (...) sean responsables ante la totalidad de la ley y estén sujetos a la extradición, según lo que corresponda y esté previsto en el acuerdo de 2016", añade el Departamento de Estado

Además, el gobierno de Estados Unidos dice que es importante que "Colombia apruebe con prontitud un estatuto para implementar la JEP y asegura que esta tenga un marco legal sólido para operar de manera efectiva e independiente".

Asimismo, el Departamento de Estado recuerda el apoyo que su país le ha dado a Colombia en los procesos de paz, y celebra los esfuerzos para que exguerrilleros de las Farc, "paramilitares o agentes estatales, incluidos los militares en Colombia", que sean responsables de delitos de guerra y violaciones a los derechos humanos "reciban sentencias proporcionales a los crímenes cometidos".

"Estados Unidos considera a la JEP como un mecanismo importante para la paz y la justicia en Colombia", concluye el comunicado.

Lea también: Se debe proteger la autonomía de la JEP: Misión de Verificación de la ONU

El pronunciamiento de Estados Unidos, además, se produce después de que Alberto Brunori, representante en Colombia de la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, advirtió que la "la construcción de una paz estable y duradera depende de la urgente sanción y promulgación, sin dilaciones, del proyecto de la ley estatutaria de la JEP".

La declaración de Brunori molestó a Guillermo Fernández de Soto, embajador de Colombia en la ONU, que consideró que el funcionario de Naciones Unidas "trató de inmiscuirse en asuntos políticos de Colombia".

(El comunicado del Departamento de Estado se puede leer completo, en inglés, acá).

Fuente
Sistema Integrado Digital