Magistrado Gustavo Malo insiste en su inocencia en el sonado caso del ‘cartel de la toga’

Foto: Magistrado Gustavo Malo/Imagen de Colprensa

Por medio de un comunicado, el magistrado Gustavo Malo reiteró que por ahora no renuncia a la Corte Suprema de Justicia y señaló que ha actuado con legalidad, declarándose inocente por el escándalo del cartel de la toga.

“Continuaré en el ejercicio del cargo de Magistrado de la Sala de Casación Penal hasta tanto adopte una decisión definitiva al respecto, en todo caso, quiero reafirmar mi absoluta ajenidad frente a los actos de corrupción y a cualquier otra clase de actividad delictiva, con los que se ha querido vincular mi nombre”, dice uno de los apartes del comunicado.

Además, el magistrado Malo aseguro que no se ha reunido con los expresidentes de la Corte Suprema Leonidas Bustos y Francisco Javier Ricaurte.

“Nunca me he reunido con los exmagistrados Francisco Ricaurte Gómez y Leonidas Bustos Martínez, ni con ninguna otra persona, para conversar o tratar lo concerniente a la investigación seguida contra el senador Musa Besaile Fayad o a otra actuación judicial a mi cargo, tampoco he recibido solicitudes, comentarios o insinuaciones al respecto”, sostiene Malo

El togado también negó que el proceso en contra del senador Musa Besaile no estuvo engavetado en su despacho y que se hicieron práctica de pruebas.

“Es falso que la investigación previa contra el senador Musa Besaile Fayad haya sido «engavetada» o haya estado inactiva en el tiempo que ha estado a mi cargo; por el contrario, una vez la recibí por la redistribución de expedientes que dispuso la Sala a finales de 2014, se procedió a su estudio inmediato y, luego, a una permanente actividad de recolección de pruebas“.

Así mismo, Malo confirmó que se separó del conocimiento de los procesos del senador Musa Besaile y del exsenador Julio Manzur, por el escándalo de parapolítica.

Por último, sobre su hija llamada a imputación de cargos por parte de la Fiscalía, indicó: “en lo que respecta a los señalamientos que en los últimos días se hacen contra mi hija Yara Milena Malo Benítez y a los que, por los mismos hechos, se puedan hacer contra mí; manifiesto que soy totalmente ajeno a ellos y que, dado el conocimiento que mi condición de padre me permite tener sobre lo que ha sido la conducta intachable de aquélla, confío en que, ante las autoridades judiciales, se demuestre la falsedad de esas imputaciones”.