Por pocos resultados de la Policía ordenan que Ejército haga parte de operación ‘Agamenón’ contra Clan del Golfo

Foto: AFP

El Ministro de Defensa ordenó que las Fuerzas Militares se vinculen a esa operación desplegada en Antioquia y Chocó.

El mayor operativo desplegado en el país contra una persona o una organización criminal sigue sin cumplir sus principales objetivos. Aunque la Operación ‘Agamenón’ se desplegó el 2 de febrero de 2015 para desmantelar al Clan del Golfo y capturar a su máximo líder, alias Otoniel, ninguno de los objetivos se ha cumplido y, por el contrario, el ‘Plan Pistola’ de esa bacrim ha cobrado la vida de tres policías en dos semanas.

‘Agamenón’ es ejecutada por la Policía y las decisiones las toman tres generales de esa institución, aunque los recursos destinados superan los 90 mil millones de pesos, parece que la organización se sigue fortaleciendo.

El gobernador de Antioquia, Luis Pérez, afirmó que el ministro de Defensa ordenó que el Ejército comience a apoyar a la Policía en el Urabá antioqueño y chocoano.

El general Jorge Romero, comandante encargado de la Séptima División del Ejército, confirmó que la participación del Ejército en Agamenón estará a cargo de 230 soldados de la División de Operaciones Especiales, los cuales han participado en megaoperativos desplegados en Chocó, Arauca, Meta y Urabá.

La importancia de Agamenón es tal, que supera los esfuerzos que hizo el Estado en su lucha contra Pablo Escobar y los carteles de la droga. El máximo objetivo es capturar o dar de baja a Dairo Antonio Úsuga David, alias Otoniel, por quien Colombia ofrece una recompensa de tres mil millones de pesos, sumados a los cinco millones de dólares que ofrece Estados Unidos.

De igual manera, hay una recompensa de mil 500 millones de pesos por alias Inglaterra, El Indio y Gavilán, los tres cabecillas encargados de la seguridad y finanzas de alias Otoniel.