Caso InterBolsa: Víctor Maldonado no podrá salir del país

Foto: Colprensa - Mauricio Alvarado

La decisión la tomó el juez 61 de garantías, luego que la Fiscalía solicitara una medida no privativa de la libertad para Maldonado, en el sentido de evitar una posible fuga del polémico empresario cuando abandone la cárcel La Picota, lugar donde se encuentra recluido.

El juez del caso ordenó que Maldonado deberá portar brazalete electrónico del Inpec como método de vigilancia satelital, pero adicionalmente le prohibió abandonar el país, en el marco de las investigaciones por la quiebra del Fondo Premium en el caso InterBolsa.

Juez otorgó libertad al polémico empresario Víctor Maldonado

“Este juez de garantías considera que se debe imponer la medida no privativa de la libertad al señor Víctor Maldonado, atendiendo la petición de la Fiscalía, con la que se garantice la presencia del procesado a las diligencias“, afirmó el togado.

Además, el juez señaló que la medida es restrictiva y garantiza que Maldonado asista a las diligencias judiciales. Sin embargo, la determinación fue apelada por la defensa del empresario y contó con el respaldo de la representación de la Procuraduría, quienes la calificaron como excesiva la determinación.

Víctor Maldonado, quien quedó en libertad este viernes por vencimiento de términos, es procesado por los delitos de captación masiva de dineros, negativa de reintegros, manipulación fraudulenta de especies, estafa y concierto para delinquir, y es considerado uno de los responsables del desvío de dineros del Fondo Premium a paraísos fiscales que produjeron la quiebra de esa firma, en su calidad de socios de InterBolsa.

-Víctor Maldonado: perfil empresarial del ‘cerebro’ del Fondo Premium-

Víctor Benjamín Maldonado Rodríguez, es un bogotano de 72 años, el mayor de cinco hermanos de una familia capitalina de tradición terrateniente.

Desde muy joven ejercitó su olfato para los negocios, lo que lo llevó a estudiar Administración de Empresas.

Una de sus primera incursiones en el mundo empresarial la tuvo en 1968 cuando hizo parte de la plantilla de la empresa ‘Continental de Cueros’, a sus 23 años.

Dos años más tarde, Maldonado salta hacia el sector inmobiliario y con un importante capital crea la empresa Tama.

Luego, a finales de los 70, decide comprar la marca Crem Helado a uno de sus amigos, Germán Leyva, quien era uno de los dueños de la prometedora compañía.

Ya con un impulso empresarial de envergadura decide en uno de sus viajes a Europa, traer la marca de yogures francesa Yoplait al mercado colombiano. Hecho que ocurrió en 1980.

Su ‘apetito’ empresarial lo llevó a incursionar también en el negocio de los alimentos. Prueba de ello es que en 1982 conforma la compañía Meals de Colombia S.A., que manejaba además el mercado de los cítricos.

Pero llegó el año 1983. En ese entonces, Maldonado decide Víctor Maldonado, junto a su socio, Juan Bernardo Sanint, abrir el primer local de la que sería una marca con recordación: Foto Japón.

A finales de los 80, el empresario ve que hay espacio para ingresar en el negocio de los restaurantes y funda “Winners”, un local de comida ubicado en aquel entonces en la calle 82 con carrera 13.

Sin embargo, fue en 1990 que Maldonado, en conjunto con la firma de arquitectos Arias Serna y Saravia, adquirieron un lote donde construyeron en emblemático hotel Santa Clara, en Cartagena de Indias.

En la mitad de la década de los 90, el empresario adquiere un importante grupo de acciones en Carulla, en incluso, en 2001 decide comprar la división de helados Unilever, con el fin de manejar la marca de helados La Fuente.

Pero fue en 2004 que empresario comenzó su relación con la comisionista de bolsa InterBolsa, al adquirir algunas acciones en el mercado de valores colombiano.

En ese mismo año, Maldonado se vincula de nuevo al negocio de los restaurantes y con otros socios invierte Archie’s.

Sin embargo, luego de conocerse el descalabro de la firma InterBolsa y de los problemas en el Fondo Premium, en julio de 2013, la Superintendencia de Sociedades decidió la intervención de varias de sus sociedades, entre las que se encuentran Helados Modernos de Colombia, Malta S.A. y Las Tres Palmas Ltda.

El desfalco del Fondo Premium, que según las autoridades ascendería a más de 300 mil millones de pesos, fue el detonante de su detención en España y de su posterior traslado a Bogotá, donde, 648 días después, un juez le concedió la libertad por vencimiento de términos.