Anthony Scaramucci, nuevo jefe de comunicaciones de la Casa Blanca, borró trinos que no le gustarían a Trump

Foto: Anthony Scaramucci, jefe de comunicaciones de la Casa Blanca, / AFP

El nuevo jefe de comunicaciones de Donald Trump, Anthony Scaramucci, borró trinos en los que expresaba opiniones contrarias a las del presidente estadounidense, alegando que suponían una distracción.

Un día después de estrenarse en el cargo, el viernes, Scaramucci, un financiero de Nueva York, sacó de su cuenta de Twitter declaraciones en las que difería con Trump en temas como la inmigración ilegal, el cambio climático, el islam o el control de armas.

“Total transparencia: estoy borrando tuits viejos. Las opiniones antiguas evolucionan y no deberían ser una distracción. Yo sirvo la agenda de @POTUS [el presidente de Estados Unidos] y eso es todo lo que importa”, escribió en la red social.

Un poco después, Scaramucci añadió: “Se acabaron las políticas del ‘te pillé‘ […] Seguimos adelante con la agenda de @POTUS para servir a los estadounidenses”.

En un tuit de 2012, Scaramucci parecía respaldar varias causas defendidas por los demócratas, al mostrarse “a favor del matrimonio gay, en contra de la pena de muerte” y a favor del aborto.

El portavoz de la Casa Blanca Sean Spicer dimitió abruptamente el viernes en protesta por la elección de Scaramucci.

En un comunicado, Trump dijo que estaba “agradecido” por el trabajo de Spicer y alabó sus “geniales cuotas de pantalla”, en referencia a las combativas y muy seguidas ruedas de prensa de Spicer, a menudo satirizadas.

La marcha de Spicer fue una muestra de las crecientes tensiones en una administración que ve cómo su agenda legislativa titubea al tiempo que se ve golpeada por la investigación sobre una presunta colusión con Rusia.

Con información de AFP.