LA FM

Vuelta a España: Miguel Ángel López, Supermán, va por la contrarreloj de su vida

Miguel Ángel López, ciclista colombiano al servicio de Astana / Foto de AFP

El ciclista colombiano del Astana Miguel Ángel ‘Superman’ López espera hacer este martes en Logroño la contrarreloj de su vida, perder el menor tiempo posible y consolidar sus aspiraciones de terminar en el podio de la Vuelta a España 2017.

“Espero hacer una gran contrarreloj y no perder mucho tiempo. Mañana habrá otros corredores que tengan la contrarreloj más a favor que yo, pero quiero hacerlo como nunca y perder la menor cantidad de tiempo posible”, dijo López en Laguardia, en el hotel de concentración de su equipo durante el último día de descanso de la carrera.

Supermán se ha mostrado “muy feliz” de como le “están marchando las cosas” en la carrera española. “El equipo está haciendo un gran trabajo y ya nos falta poco para el final”, destacó.

También ha adelantado que está “muy motivado” para la última semana de la Vuelta. “De las etapas fuertes que restan conozco el Angliru, pero ese día será más importante tener piernas que conocerlo”, aseveró.

“Estoy disfrutando al máximo la Vuelta. De momento, somos el equipo mejor clasificado”, indicó, a pesar de que tiene claro que el líder “(Chris) Froome es el claro favorito para contrarreloj” de este martes.

Crono larga

La Vuelta 2017 arranca la última semana con una contrarreloj de las que ya no se ven muchas en las grandes vueltas, una crono que en estos tiempos se considera larga, de 40,2 kms., y llana que está llamada a aclarar la general ante la parte decisiva de la carrera. No parece que vaya a ser un día que ponga en peligro el ya de por sí sólido liderato de Chris Froome. Al contrario, el keniano-británico es más que el gran favorito al triunfo. Es el único favorito. Para este martes y para la Vuelta.

Todo el mundo le presume arrasando este martes en tierras navarras y riojanas y nadie duda de que llegará de rojo a Madrid para celebrar el triunfo más buscado de su carrera; su primera Vuelta. Tampoco se espera que los 40 kms. del miércoles, con salida en el Circuito de Navarra y llegada a Logroño, descarten a Vincenzo Nibali, segundo a 1.01 del líder y al que todos ven a la derecha de Froome en el podio de La Cibeles.

Si bien el ‘tiburón de Messina’, agresivo como acostumbra pero sin acabar de dar la sensación de poderío de su mejor triunfo, el Tour de 2014, dista de dar la confianza que trasmite el líder del inabordable Sky. Lo que se espera de la crono del miércoles, entre viñedos y bodegas, y la incógnita de la influencia que pueda tener el viento, es que desbroce la general para conocer quienes serán los que realmente aspiren al podio. En principio, al tercer escalón, el de la izquierda de Froome.

La afición española, entregada al madrileño en una última travesía en la que prima lo emotivo, quiere que Alberto Contador siga destapando el tarro de las esencias y muestre contra el reloj que, aún malgastándolas un día sí y otro también en aras de darse un gustazo y de paso alegrar la carrera, aún tiene fuerzas suficientes para mantener su asalto a un podio que por sí mismo no le vale.

Pero todos esos aficionados que le están despidiendo como corresponde a un campeón de su categoría coinciden en que sería muy bonito verle el domingo en su sitio: en el podio, donde los grandes. El de Pinto lo tiene difícil, noveno y a casi cuatro minutos en la general. Porque además no se sujetará camino de Los Machucos, de Santo Toribio de Liébana y/o l’Angliru. El podio del domingo de Contador lo aventuraría una crono este martes a la altura de sus mejores años de carrera. Que ya han pasado.

Más opciones que a la única estrella española en la prueba se les presumen a todos los que tiene por delante. Desde el acreditado Fabio Aru, que tampoco está en sus mejores días, a los candidatos Ilnur Zakarin y Wilco Kelderman. Pasando por los aspirantes Esteban Chaves y Miguel Ángel López, e incluso el inesperado Michael Woods. Ninguno pasa por ser un consumado especialista, pero para este martes, por chasis, parecen con ventaja segura Zakarin, Kelderman, Woods y hasta Aru. Altos y longilíneos, sus cuerpos están más preparados para los esfuerzos en solitario que los de los más escuetos y breves de los colombianos.

Aunque para el resto de la semana el que mete miedo es ‘Superman’ López, ganador de dos etapas y segundo en otra. Desde su atalaya de la sexta plaza y a menos de tres minutos de desventaja, López es seguro, junto con Nibali, la gran preocupación de Froome. Que esa preocupación se transforme en temor lo dirán los 40 kms. entre el Circuito de Navarra y Logroño. Un idílico paseo entre viñedos y bodegas para todos menos para los corredores. A los que espera un esfuerzo agónico de una hora en el que se jugarán su futuro inmediato. Varios de ellos su ambición de podio en esta Vuelta 2017.