Tom Dumoulin: “Me van a atacar y será un día de sufrimiento”

Foto: Tom Dumolin descansando / Foto de AFP

El holandés dijo que ha entrenado para aguantar la tercera semana.

El holandés Tom Dumoulin (Sunweb), ‘maglia’ rosa del Giro, dijo en la jornada de descanso que la etapa reina de este martes será “muy difícil porque los rivales atacarán y espera un día de sufrimiento”.

“Puede ser muy difícil o puede ser muy, muy difícil, ya veremos. Mis rivales me atacarán y será un día de sufrimiento”, dijo sonriente Dumoulin en su hotel de Boario Terme, donde espera la etapa reina con una renta de 2:41 minutos sobre su inmediato perseguidor, el colombiano Nairo Quintana.

La victoria en la crono de Montefalco puso de líder con un amplio margen al ciclista de Maastricht, ya que además tiene a Thibaut Pinot a 3:21 y Vincenzo Nibali a 3:40.

“Si tengo un mal día mañana todos mis rivales serán peligrosos, si pierdo tres minutos, entonces de repente todos serán muy peligrosos para un podio o una victoria. Es imposible decir ahora quién es el más peligroso, pero Quintana está más cerca y en las últimas dos semanas ha demostrado ser el mejor escalador, así que creo que es el principal rival”, dijo.

Consulte aquí: Nairo dice que intentará ganar el Giro en esta tercera semana. Sus declaraciones

Aunque Dumoulin confía en sus fuerzas, le quedan algunos interrogantes sobre su rendimiento en tres semanas. “Sí, es un signo de interrogación, pero al prepararnos para este Giro, tratamos de concentrarnos en prepararnos para hacer frente a múltiples subidas, y antes hicimos menos carreras con el objetivo de ser buenos en la tercera semana. Traté de prepararme lo mejor posible, pero es un signo de interrogación cómo aguantar en la tercera semana”, destacó.

La exhibición en Oropa, donde se vistió de rosa, desató los elogios hacia Dumoulin. Incluso fue comparado con Miguel Indurain. “Soy Tom Dumoulin, no Miguel Indurain. Lo veo como un cumplido. Oropa fue un día muy especial, yo sabía que tenía buenas piernas e hice una buena subida”, comentó.

El actual líder del Giro es la esperanza del sueño holandés en un año especial para el ciclismo de aquel país, ya que también aspiran a puestos de honor dos compatriotas: Bauke Mollema (Trek-Segafredo) y Steven Kruijswijk (LottoNL-Jumbo).

Dumoulin podría ser el primer holandés en ganar una gran vuelta desde 1980. Aquel año Joop Zoetemelk venció en el Tour de Francia.